El terrorismo de la perspectiva de derecho penal checo

Por Lenka Čiháková


El terrorismo no es un fenómeno nuevo, aunque cabe decir que últimamente este tema está en el centro de la discusión de la comunidad internacional. No solo es uno de los temas centrales de la seguridad mundial, sino que también muchos debates políticos, nacionales e internaciones, se dedican al terrorismo como una forma de violencia devastadora e indisculpable. Además, sin duda, es un tema muy diverso. Es muy difícil entender el terrorismo y describirlo teóricamente con precisión, ya que el tema no es solo un objeto del derecho, sino también de la psicología, la historia, las ciencias políticas y la filosofía, entre otras disciplinas.

Aunque es conocido desde hace muchos años, el terrorismo actual, sin embargo, tiene sus características propias. Esto puede ser el resultado de varios factores: el desarrollo del mundo, las nuevas tecnologías, la globalización. Estos medios ayudan a toda la sociedad, y, por supuesto, también a los terroristas, o mejor dicho, a la delincuencia en general. La disponibilidad del mundo global, sus posibilidades y oportunidades no son solo “las armas” en manos de los policías, pero al mismo tiempo también de los terroristas, que intentan estar siempre un paso más adelante y además están usando medios ilícitos (lo que constituye su ventaja).

Aunque el terrorismo puede ser analizado desde innumerables puntos de vista y desde muchas especialidades, este artículo tiene como objetivo principal analizarlo desde la perspectiva legal: enfocar especialmente la legislación antiterrorista. Por encima de todo, la intención de este artículo es introducir una legislación contra el terrorismo en la República Checa, indicar algunas características específicas de este país en el área de lucha contra el terrorismo. Para esto es necesario también mencionar un poco los antecedentes históricos, la cooperación internacional y otras situaciones que han influido la situación actual.

Por último, el objeto de este artículo es llegar a una conclusión sobre la suficiencia legal actual o, en el caso de que no fuera así, indicar las deficiencias de esta legislación y sugerir la solución adecuada.

República Checa, criminalidad e historia

No es ninguna novedad que uno de los mayores problemas relacionados con el terrorismo y la legislación es la falta de una definición ampliamente aceptada, que pueda incluir a todas las acciones terroristas. El terrorismo es un crimen, no hay ninguna duda sobre eso. Sin embargo, algunos de sus síntomas incorporan también otros delitos graves - como amenazas, asesinatos, extorsiones y otros. Es obvio que es necesario distinguir el terrorismo de aquellas otras actividades, porque el terrorismo es más grave. Pero aún así hasta ahora no hay consenso internacional sobre la definición precisa de ese delito.

La característica global del terrorismo exige que la represión de este crimen también sea global, es decir, la legislación tiene que ser internacionalmente flexible. La sentencia debería ser válida de algún modo también fuera del Estado que la ha dictado, porque así son también los ataques terroristas (ocurren en los territorios de varios países). Es absolutamente indeseable que los terroristas usen las fronteras para facilitar sus actuaciones o para esconderse de una persecución justa.

Sin embargo, dado que la persecución del terrorismo cae bajo la ley penal, que trae consigo varias normas de procedimiento penal, también habrá que sancionar el terrorismo en sí mismo debajo de una jurisdicción de derecho nacional, aunque este derecho nacional puede ser afectado o aún casi directamente creado en base a la comunicación internacional o documentos jurídicos internacionales como convenios, pactos, decisiones, etc.

En la República Checa el derecho aplicable en la ocasión de un posible acto terrorista es el derecho nacional (especialmente su rama de derecho penal). La legislación actual contiene el Código Penal vigente y otras leyes relacionadas, aunque cabe mencionar que su parte sobre terrorismo proviene de los documentos internacionales o, mejor dicho, de los documentos de la Unión Europea.

La República Checa no tiene mucha experiencia en persecución del terrorismo, tampoco registró ninguna organización que actuara en su territorio, pero igual participa activamente en la lucha contra el terrorismo, puesto que ningún Estado está a salvo del riesgo de un ataque terrorista que puede ocurrir en cualquier momento y en cualquier lugar.

Para poder entender la legislación antiterrorista checa y su historia y desarrollo es importante tener algunas informaciones sobre la República Checa, especialmente de su historia que afectó mucho no solo el derecho penal sino el ambiente jurídico en general.

República Checa es un pequeño país de Europa Central, que hasta 1989 se enfrentó con el comunismo que afectó bastante su sistema jurídico y también su desarrollo en todas las direcciones - la religión, la economía, la producción, la educación - todo esto fue influenciado por el comunismo. Muchas actividades fueron prohibidas, a los ciudadanos no se les permitió elegir libremente la religión, tenían el acceso limitado a la educación, tener una empresa privada era imposible. Este tema, claro, es mucho más amplio, pero por el tema principal de este artículo es suficiente solo mencionar la información básica.

La actividad delictiva que se produjo durante la era comunista también tenía su carácter específico como el comunismo mismo, que fue influenciado no sólo por el régimen: también por una manera de control de la población, el carácter cerrado de las fronteras con posibilidades limitadas, y también por el modo de la persecución policial y el procedimiento jurídico en conjunción con las leyes aprobadas.

La caída del comunismo provocó inevitablemente no solo consecuencias positivas, sino también negativas, como la libertad no es solo un derecho sino también una responsabilidad. La Revolución de Terciopelo en el año 1989 trajo nuevos efectos sobre la delincuencia – conectados con el nuevo estado de la religión, política, jurídico y social. Hubo un aumento significativo de la delincuencia, pero también se cambió el carácter de esta delincuencia en general.

Según la investigación de Maresova y Scheinost (2001, p. 28) hubo registrados el año 1990 alrededor de 100.000 - 120.000 delitos, mientras que diez años más tarde (1999) el número casi se triplicó (425.000 delitos). Por encima de todo, se trataba de unos delitos contra la propiedad, principalmente el robo - allanamientos de morada, robos de vehículos y fraudes. Los crímenes violentos ocupaban de este número de delitos aproximadamente un porcentaje de 6%. Por ejemplo, homicidios, hubo 300 cada año.

En esta época la República Checa se enfrentó también a los delitos económicos, que causaron daño significativo y aparecieron también los delitos asociados con las drogas, cas inexistentes hasta entonces. Pero hay dos tipos de delitos que empezaron aparecer – crimen organizado y aún más grave – delincuencia económica que causó no solo mucho daño financiero sino también muchas víctimas mortales.

A menudo se afirma que el aumento de la criminalidad menos grave (especialmente los delitos contra la propiedad) causó la amplia amnistía del Presidente de la República Checa – Vaclav Havel – en el año 1990, que permitió la liberación de unos 23.000 prisioneros.


La regulación del terrorismo en la República Checa

Cuando se trata de terrorismo, hay que decir que en la República Checa en la época comunista no hubo problemas con actividad terrorista, pero había alguna conexión con el terrorismo, aunque no ocurrieron acciones directas. República Checa en ese tiempo fue utilizada como refugio para los terroristas (o mejor dicho sólo una “parada” para ellos), sus ciudadanos fueron enviados a otros países con intención de pasar el entrenamiento de espionaje o terrorismo, o estaban directamente entrenados para este propósito en su territorio.

Tal vez el ejemplo más famoso de esta época fue una visita de Illich Ramírez Sánchez, alias “Carlos”, un terrorista de origen venezolano, muy famoso, quien se encontró un par de veces (a finales de los años setenta y en 1986) en la República Checa como un visitante invitado.

No muy lejos de la ciudad de Brno, situada en el sur del país, en el pueblo llamado Zastavka u Brna, también se encontraba un campo de entrenamiento de los terroristas —Facultad de Seguridad del Estado— a la que asistieron varios estudiantes procedentes de Italia (Brigadas Rojas), Vietnam, Nicaragua, pero sobre todo de Palestina.

Estas actividades (y otras no mencionadas) no fueron sancionadas de ningún modo legal (ni derecho civil ni penal), pues eran apoyadas por el Estado. Claro que después de la caída del comunismo estas actividades no continuaron de ninguna manera. República Checa se ha convertido en un país democrático y desde entonces estas actividades han sido penalizadas.

En consecuencia, se habían producido varios cambios legislativos, era necesario anular las leyes afectadas por el comunismo. Especialmente las leyes penales eran bastante influenciadas por la ideología, varios crímenes eran inventados y utilizados solo para controlar la sociedad.

En este nuevo período hubo muchos cambios legales, muchos también del Código Penal, pero el crimen terrorismo no estaba incluido en ninguna enmienda y en esta época el terrorismo no estaba registrado en ninguna ley. Nada cambió tampoco con el año 1993, cuando el estado de Checoslovaquia se dividió en dos estados – la República Checa y Eslovaquia. La situación en ambos estados estaba bastante similar (ambas repúblicas eran ya bastante independientes).

En el sector de derecho penal permaneció el Código Penal del año 1961, muchas veces modificado hasta que completamente perdió su influencia comunista. Aunque el delito del terrorismo no era calificado, aparecieron delitos como asesinatos, secuestros, extorsiones, amenazas, etc. El propio concepto de delito de terrorismo no apareció hasta el año 2004, cuando se modificó Código Penal. Desde entonces ya existe un crimen del terrorismo completamente regulado por las leyes penales checas.

República Checa y la Unión Europea

La enmienda de Código Penal en el año 2004 está vinculada a otro gran evento que ocurrió este año – la entrada de la República Checa a la Unión Europea. Entre otros, con esta entrada, la República Checa estaba obligada a adaptar su legislación a la estrategia de la Unión Europea, también en el caso derecho penal, aunque hasta entonces esto era bajo la regulación nacional (no internacional).

En esta época el terrorismo ya era un gran tema no sólo en la UE sino en todo mundo. La atención de la comunidad internacional se centró en el terrorismo en relación con los atentados de septiembre de 2001, desde entonces empezaron muchas acciones no solo de legislación sino también políticas y diplomáticas para determinar la lucha contra el terrorismo. Aunque la cuestión de la persecución del terrorismo es un asunto de derecho penal nacional de cada Estado, en esta época se mostró más que nunca que era tan importante la cooperación internacional.

Como si esto no fuera suficiente, en Europa ocurrieron dos ataques graves – los atentados en Madrid en el año 2004 y en Londres en el año 2005. Esto era otro impulso para una actividad más intensiva, no sólo en la UE sino en todo el mundo. Un mensaje importante de estos atentados era evidente - ningún país está a salvo de los terroristas – y así es necesario adoptar medidas que puedan facilitar la cooperación y eficacia de lucha contra el terrorismo.

La Unión Europea, en este contexto, ha producido varios documentos. Entre los más importantes que han influido en la formación de la legislación antiterrorista está la Decisión Marco del Consejo de 13 de junio de 2002 sobre lucha contra el terrorismo (2002/475/JAI). La importancia de este documento no está basada solo en su propia existencia, sino en que por primera vez se dio una definición del terrorismo en la UE.

El concepto de terrorismo es una combinación de dos elementos:
- un elemento objetivo, en tanto que implica una infracción penal grave (asesinato, lesiones corporales, toma de rehenes, extorsión, fabricación de armas, comisión de atentados, amenaza de cometer cualquiera de los hechos anteriores, etc.);
- un elemento subjetivo, en la medida en que estos hechos son considerados delitos de terrorismo cuando han sido realizados con el objeto de intimidar a una población, de obligar a los poderes públicos, o de desestabilizar o destruir las estructuras de un país, etc.
(1)

Aunque esta Decisión fuera modificada por Decisión marco 2008/919/JAI del Consejo de 28 de noviembre de 2008, la definición del hecho de terrorismo permanece idéntica.

Ambos documentos en conjunto determinan también sanciones, responsabilidad de las personas jurídicas, competencias, protección de las víctimas del terrorismo, etc. Se trata de documentos bastantes complejos.

Sin embargo, para la República Checa es más importante la implementación de esta Decisión a su derecho nacional, como Decisión no es un acto legal que pudiera ser usado directamente en el sistema legal nacional. La implementación sucedió mediante la Ley N º 537/2004 Coll., que incorporó un delito de terrorismo en Código Penal. Fue la primera definición del terrorismo que apareció en el Código Penal.

El delito terrorista titulado como “Un ataque terrorista” estaba establecido en el Art. 95 de Código Penal, muy parecido a la definición de la Decisión mencionada anteriormente.

Este artículo marcó como un terrorista a una persona con la intención de desestabilizar gravemente o destruir las estructuras fundamentales políticas, constitucionales, económicas o sociales de la República Checa o las organizaciones internacionales, intimidar gravemente a una población, obligar indebidamente a los poderes públicos o a una organización a realizar un acto o a abstenerse de hacerlo, o desestabilizar la organización defensiva de la República, comete estos acciones:
a) atentados contra la vida de una persona que puedan tener resultado de muerte o causar lesiones corporales graves
b) secuestros o toma de rehenes
c) destrucciones masivas en instalaciones públicas, sistemas de transporte o sistemas de telecomunicaciones, incluyendo un sistema de informaciones, plataformas fijas emplazadas en la plataforma continental, el sistema energético, un sistema de agua o sanitario e otros servicios importantes, lugares públicos o propiedades con el fin de poner un peligro vidas humanas, seguridad de sistemas mencionados o producir un gran perjuicio económico;
d) perturbación o interrupción del suministro de agua, electricidad u otro recurso natural fundamental cuyo efecto sea poner en peligro vidas humanas o producir un gran perjuicio económico;
e) apoderamiento ilícito de aeronaves y de buques o de otros medios de transporte colectivo o de mercancías, o destruir su aparato de navegación o anunciar información importante falsa, con el fin de poner un peligro vidas humanas, seguridad de medio de transporte o producir gran perjuicio económico;
f) fabricación, tenencia, adquisición, transporte, suministro o utilización de armas de fuego, explosivos, armas nucleares, biológicas y químicas o armas de destrucción masiva o investigación y desarrollo de armas nucleares, biológicas, químicas u otras armas prohibidas según la ley o acuerdo internacional;
g) provocación de incendios, inundaciones, explosiones o efectos destructivos de gases, electricidad u otras cosas peligrosas, cuyo efecto sea poner en peligro vidas humanas o producir un gran perjuicio económico.

Estos delitos deben estar sancionados con penas de prisión de cinco a quince años, y además se pueden sancionar también con otros tipos de penas efectivas como penas pecuniarias. Estas sanciones aumentan en presencia de condiciones más graves – si se trata de un grupo organizado o si los resultados de ataque terrorista son generalmente más graves – mueren más personas, se causa gran perjuicio económico, los hechos están comedidos en el estado de excepción o estado de guerra, etc. En estos casos también es posible aplicar la pena excepcional que es determinada en Código Penal como una pena de prisión de 20 hasta 30 años o con la cadena perpetua.

En el año 2009 se aprobó la nueva ley - Código Penal - Ley N º 40/2009 Coll, que ha sustituido por completo la ley anterior. Sin embargo, si se trata de delito de ataque del terrorismo, este artículo sólo cambió su número de art. 95 a art. 311, pero el texto mismo se mantuvo sin cambios importantes.

Lo que ya era un cambio grande para el ambiente jurídico checo fue la aprobación de la Ley N º 418/2011 Coll., sobre la responsabilidad penal de las personas jurídicas. La obligación de establecer una responsabilidad de las personas jurídicas vino con la entrada a la UE, además esta obligación también está puesta en ya mencionada Decisión Marco del Consejo de 13 de junio de 2002 sobre lucha contra el terrorismo (2002 / 475/JAI) en su artículo n º 7.

Lo que da mucha importancia a esta ley es el ambiente jurídico checo, que hasta entonces no conocía la responsabilidad de este tipo de personas. Como derecho checo aplica la teoría de la ficción, no era muy fácil imaginarse una capacidad jurídíca cual permite cometer un crimen a una persona jurídíca. Por este motivo la ley fue muy discutida ya años antes de su aceptación. De todos modos, al final, su aceptación ha sido bastante inusual, cuando la propia ley estaba publicada en Boletín Oficial sólo 10 días antes de la fecha de vigencia, que se produjo a partir de 1.1.2012. Normalmente una ley de esta importancia se publica varios meses antes de la fecha de su vigencia.

La ley sobre la responsabilidad penal de las personas jurídicas codifica la posibilidad de perseguir también las personas jurídicas por varios delitos, entre ellos por el ataque terrorista. Según esta ley es posible castigar a la persona jurídica misma, tal como a las personas físicas que la administran. La pena más grave es la cancelación de la persona jurídica, otras penas son por ejemplo la prohibición de negocio o sanciones pecuniarias.

Otra ley muy importante en el ámbito de lucha contra terrorismo que se adoptó últimamente es la Ley N º 104/2013 Coll., sobre la cooperación judicial internacional en materia penal, que es, con sus 341 secciones, una ley bastante compleja. El objetivo de esta ley es unir y facilitar la cooperación internacional. Incluye formas clásicas de cooperación como extradición, asistencia judicial, reconocimiento de las decisiones tal como las medidas típicas de la UE, por ejemplo Eurojust u otras organizaciones de este tipo. Se supone que esta ley no solo ayuda a perseguir los terroristas sino también a prevenir este tipo de criminalidad.

Si se trata de un marco jurídico para la prevención del terrorismo, la República Checa en esta dirección ha tomado varias medidas, las cuales, sin embargo, a menudo sólo son consecuencias de su entrada a la UE y forman un nivel mínimo que había que cumplir. A la legislación antiterrorista checa a veces le falta poner medios más prácticos que teóricos. Pero esto puede ser el resultado de una legislación en cuya aplicación la República Checa no tiene mucha experiencia práctica.

No hay duda ninguna de que en el ámbito internacional y nacional, el terrorismo es un tema consultado con bastante frecuencia, pero hay un tema que siempre ha ido un poco atrás de toda la discusión. Este tema es la víctima del terrorismo. Aunque algunos documentos la mencionan, la regulación de este tema permaneció muchos años sin concretarse.

En la República Checa algunos derechos fundamentales de víctimas de los crímenes estaban establecidos en el Código Penal y especialmente Código de Procedimiento Penal, también existían algunas leyes sobre la asistencia financiera a las víctimas de los crímenes, pero igual este sistema fue muchas veces criticado como incompleto.

Esto cambió en 2013, cuando la República Checa aprobó la Ley N º 45/2013, sobre las víctimas de la criminalidad, que garantiza más derechos de las víctimas (por ejemplo, derecho a la información, derecho a la asistencia en los juicios, las restricciones de la victimización). Esta ley también establece un nuevo grupo de las víctimas - víctimas especialmente vulnerables -, a las que garantiza algunos derechos especiales y un tratamiento más respetuoso y sensible. Esta ley se puede aplicar, por supuesto, por lo general, a todas las víctimas de todos los delitos no sólo el terrorismo. La ley no establece ningún tratamiento especial a las víctimas del terrorismo.

Cabe destacar que en el año 2014, en la República Checa ocurrieron los grandes cambios jurídicos por adopción del nuevo Código Civil que cambió de manera significativa no sólo derecho civil, sino también el derecho penal. Por ejemplo, con los cambios de las indemnizaciones ha venido un nuevo concepto de cantidad de indemnización de las víctimas en el proceso penal. Mientras la ley anterior ofrecía solo un bajo nivel de la compensación económica, dependiendo de una tabla de sistema de puntos, la ley vigente permite a los jueces tomar la decisión según su consideración y ofrece sólo una tabla indicativa nueva. Según este sistema se pueden recompensar también las víctimas del terrorismo con cantidades significativamente mayores que se están acercando a las indemnizaciones de otros países europeos (por ejemplo, España).

Evaluación de la situación actual

El terrorismo es un tema muy discutido, la República Checa no es ninguna excepción. El gran problema legal es una falta de la definición que cubra el carácter muy específico de ese delito y sus variedades. Todavía no hay un acuerdo general entre los profesionales.

En esta situación el uso de palabra terrorismo, especialmente en los medios de comunicación, no es correcto. Cualquier ataque se marca como un ataque terrorista aunque según la ley no lo es. El problema es que esta actitud ayuda sólo a los terroristas pues aumenta la amenaza y el miedo en la sociedad, que es justo uno de los objetivos del terrorismo. El termino terrorismo se utiliza sin darle la importancia, aunque así (sin darse la cuenta) facilitamos el trabajo” a los terroristas.

La República Checa hasta ahora no se considera como un objetivo principal de los terroristas. No hubo un ataque directo en su territorio ni registra una organización que actúe actualmente en esta región. Sin embargo este país participa en las acciones internacionales antiterroristas y operaciones de este tipo. Además, es Estado miembro de las organizaciones que se dedican a una lucha activa contra el terrorismo (ONU, OTAN, etc.), forma parte en proyectos contra terroristas de la UE y participa también en las misiones militares en las zonas arriesgadas.

De este punto de la vista, el terrorismo es una amenaza también para este país y así hay que tomar las decisiones preventivas - en este caso, especialmente por medio de los instrumentos legales -.

De ahí la importancia en la lucha contra el terrorismo de las medidas legales que permiten perseguir ese delito de manera adecuada o que por lo menos facilitan la transmisión del caso a otro país que lo pueda hacer. Lo importante entonces es que permanece la legislación nacional la cual al final es la única ley que puede ser directamente aplicada en un proceso penal. El Derecho Penal checo aceptó todas las obligaciones que tenía derivadas de sus relaciones internacionales. Lo que puede ser un posible problema en futuro es la falta de la experiencia de los órganos judiciales, que puede causar la imposibilidad de una correcta aplicación de las leyes vigentes. Pero esto es un problema general que ocurre en todos los países que no se han enfrentado al terrorismo en su historia.

En últimos años está bastante discutida la posibilidad (o, incluso, necesidad) de encausar algunas delitos cometidos por los grupos neonazis como ataques de terrorismo o como formaciones de grupos terroristas. Como se mencionó, el terrorismo incorpora en sus acciones muchos otros delitos – asesinos, maltratos, amenazas, etc., y algunos de estos delitos también los cometen los grupos neonazis o de extrema derecha. Lo importante es enfocar en la presencia de elemento subjetivo de acciones terroristas, pues sin este elemento no hay terrorismo – elemento subjetivo o sea la intención de un delincuente (terrorista) es la parte más importante de este delito que lo puede distinguir de otros.

Este elemento subjetivo también indica que las víctimas del terrorismo no son su objeto principal, sino que las víctimas son solo utilizadas como un medio que ayude cumplir los objetivos reales. De aquí surge la estrategia terrible del terrorismo.

Por eso los Estados en general deberían estar muy atentos cuando aplican las leyes antiterroristas. Si falta el carácter especial del terrorismo, el delito debería ser calificado como otro delito de Código Penal.

Fuera de grupos de extrema derecha, desde el año 1989 en la República Checa ocurrieron varios casos de uso de explosivos, amenazas de intoxicación y otras actividades similares. Los delincuentes a veces chantajearon a varias administraciones públicas o privadas, pero eso nunca fue considerado como un acto de terrorismo. Aunque parece que cumplieron todos los objetivos de la ley penal,  faltó el objetivo político, que todavía sigue siendo la imprescindible característica de cada ataque de terrorismo.

En mi opinión la República Checa tiene una legislación suficiente para encausar todos los tipos del terrorismo si ocurrieran. El riesgo de abuso de las leyes antiterroristas hasta ahora sigue bajo de control. Hay mecanismos judiciales que deberían evitar y prevenir las consecuencias inadecuadas. Pero, cómo sería en realidad, con un caso terrorista, se puede sólo estimar. Eso se vería solo en el caso de que ocurriera y esperamos que no suceda.

Bibliografía:

• Marešová, Alena y Scheinost, Miroslav: „Trendy kriminality v CR z pohledu roku 2000“. Sociologický časopis, vol. 37, num. 1, 2001, p. 23-41.

• Řehák David, Foltin Pavel, Stojar Richard: Vybrané aspekty soudobého terorismu. Ministerstvo obrany, 2008, ISBN 978-80-7278-443-1

• Ministerio del Interior (Miniterstvo vnitra) [online]: Terorismus a jeho projevy v někdejším Československu a dnešní České republice. Accesible de: http://www.mvcr.cz/clanek/terorismus-a-jeho-projevy-v-nekdejsim-ceskoslovensku-a-dnesni-ceske-republice.aspx [12.12.2014]

• Europa [online]: Delitos de terrorismo, pub. 18.8.2010, accesible de: http://europa.eu/legislation_summaries/justice_freedom_security/fight_against_terrorism/l33168_es.htm [12.12.2014]

• La Ley N º 40/2009 Coll., Código Penal

• Ley N º 418/2011 Coll., sobre la responsabilidad penal de las personas jurídicas

• Ley N º 104/2013 Coll., sobre la cooperación judicial internacional en materia penal
• cuando la República Checa aprobó la Ley

• Decisión Marco del Consejo de 13 de junio de 2002 sobre lucha contra el terrorismo (2002/475/JAI), Unión Europea

• Decisión marco 2008/919/JAI del Consejo de 28 de noviembre de 2008, Unión Europea
 

Notas:

[*] La autora es abogada (graduada en derecho en Universidad de Masaryk en Brno), estudiante de doctorado en la Facultad de derecho de Universidad de Masaryk en Brno, Rep. Checa. Email: lenka.cihakova@centrum.cz

(1) Más de este téma se puedo encontrar aquí: http://europa.eu/legislation_summaries/
justice_freedom_security/fight_against_terrorism/l33168_es.htm

Texto incorporado el: 2015/01/22. Revista de actualización permanente. Se recomienda citar: Apellido, Nombre. "Título del trabajo" en Revista electrónica Derecho Penal Online [en línea]. Disponible en: http://www.derechopenalonline.com

Hecho el depósito de ley 11.723. Todos los derechos reservados. 2000-2016 ©derechopenalonline. ISSN 1853-1105. Prohibida la reproducción de cualquiera de los textos incluídos en este sitio web sin la correspondiente autorización del autor.

Relacionados




Nuevo en el sitio

Derecho Penal OnlineQuienes somos
Amenazas. Atipicidad. Proferidas al calor de la discusiónCámara Nacional de Casación Penal, Sala I, causa Nº 12.002, caratulada: “O., U. J. s/recurso de casación” del 26/10/10
Tentativa de homicidio agravado por el vínculo. Madre coimputada víctima de violencia de género. Absolución. No exigibilidad de otra conducta.Tribunal de Casación Penal, Sala IV, c. 75136 “O. V.,P. s/ recurso de casación” y c. 75132 “B. B., M. s/ recurso de casación” del 14/10/16
Violencia de género y legítima defensa. Aplicación igualitaria de la legítima defensa en casos en que la mujer maltratada mata al hombre.Tribunal de Casación de la Prov. de Buenos Aires, Sala 6, c. 69965 "L. ,S. B. s/ recurso de casación interpuesto por Particular Damnificado" y su acumulada causa N° 69.966, del 5/7/16
El programa Justicia 2020 para la reforma del sistema judicialMinisterio de Justicia y DD.HH. de la Nación

Hecho el depósito de ley 11.723. Todos los derechos reservados. 2000-2016 ©derechopenalonline. ISSN 1853-1105. Prohibida la reproducción de cualquiera de los textos incluídos en este sitio web sin la correspondiente autorización del autor.